JOSÉ TORRENTE RIVERA      Consultor de Pymes y Autónomos

 Dr. Ingeniero Industrial                                                Conocimientos, habilidades y actitud +                                          

 1. Servicios para la EMPRESA (cliente)

"Es poco probable que exista algún negocio o institución que escape a un cambio radical". Sir John Harvey Jones.


EMPRESA y NEGOCIO

Podemos ayudarles en sus deseos como empresarios, mejorando las condiciones de explotación, elevando la calidad y productividad, evitando las inversiones no rentables, reduciendo los gastos generales, minimizando las pérdidas sobre existencias, aumentando las ganancias y la financiación.... 


La primera pregunta podría ser: ¿Cuál ha de ser la naturaleza (especialidad) del negocio, la forma de empresa, el número de empleados, el volumen de facturación o el valor de los inmovilizados en el Balance?


La propiedad de los bienes y derechos puede pertenecer a UNA o VARIAS personas y desarrollar la actividad económica puede realizarse como:

  • Persona física (AUTÓNOMO)
  • Persona jurídica (SOCIEDAD):

      Civil - Cooperativa - Colectiva - Laboral - Limitada -  Anónima



La legislación española clasifica las PYMEs (Pequeña y Mediana Empresa) en tres tipos en función de la plantilla y facturación o inmovilizados:

  • Microempresa: Hasta 10 empleados, facturación o inmovilizados inferior a 2 millones de €.
  • Pequeña empresa: Entre 10 y 50 empleados, facturación o inmovilizados entre 2 y 10 millones de €.
  • Mediana empresa: Entre 50 y 250 empleados, facturación entre 10 y 50 millones de euros o inmovilizados entre 10 y 43 millones de euros.

Empleados: Nº a tiempo completo mas nº suma de fracciones a tiempo parcial.

Facturación: Ventas o servicios sin incluir el IVA ni  retenciones por IRPF.

Inmovilizados: Material, inmaterial, financieros, etc.


Definida por el Administrador la naturaleza del negocio, el tipo de equipo de la organización y conocida la situación del entorno (estable o turbulento), manteniendo las áreas de actuación de los equipos habituales de Dirección, Financiera, Ventas y Fabricación, se examinarán y reorganizarán para lograr una mejora posible (siempre medida) de la competitividad y rentabilidad.

Hay que tomar las mismas disposiciones de Previsión, Planificación y Control, y deben ser de la competencia de alguien o de alguna oficina, según sea el tamaño de la empresa micro, pequeña o mediana.

Por mas sistemas nuevos que se aconsejen o se ensayen, los resultados, dependen en última instancia del criterio y acción del Administrador, del Director y del Equipo (como en cualquier deporte).

 

Las cifras de que se partirán para el establecimiento de las previsiones de ventas, comprendido el presupuesto de inversiones, las especificaciones y las normas de materiales y mano de obra, o los presupuestos de gastos y de aprovisionamientos, etc. forman el expediente que constituye la base de evaluación y de control de la Empresa.

La existencia de una política bien definida, es indispensable para la venta, la producción y los aprovisionamientos, así como para el control de la producción , las cuestiones financieras y el personal.

 

 

 

"No pretendas que las cosas cambien si siempre haces lo mismo". Albert Einstein.